viernes, 23 de octubre de 2009

¿Por qué se porta tan mal mi ordenador? (I)

Fue hace muy poco, a principios de los 80, cuando las computadoras dieron un gran salto. Dejaron de ser grandes y costosos dispositivos utilizados solo por el gobierno o los bancos, para colarse en los hogares.

Sin embargo, al principio poca gente tenía un ordenador. Era un aparato caro, de prestaciones limitadas, escasa utilidad, y difícil de manejar. Cualquier persona que quisiese utilizar un ordenador, no tenía mas remedio que aprender mucho sobre sus componentes, su funcionamiento interior e, incluso, aprender un lenguaje hostil para poder comunicarse con él: Era el precio que había que pagar (además del monetario) para poder sacarle partido al recién llegado.



Obviamente no era para todos. Solo para los que quisieran o pudieran pagar este precio.


Hoy en día, el escenario ha cambiado bastante. Los modernos ordeadores personales se han convertido en un electrodoméstico mas, abriendose hueco, (cuando no sustituyendo) entre la televisión, la lavadora o la tostadora. Estos primos lejanos de los primeros “PC”, son mucho mas potentes, versátiles..., también más baratos, mas amigables, pero… ¿son mas fáciles de manejar?

(Click aqui para ir a la segunda parte)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Tienes preguntas? ¿te gustaría comentar algo? Puedes hacerlo a continuación.